Nuestra historia

 

La historia de RITEK comienza con el amor de un joven por la música y una sed insaciable por los negocios. Yeh Ching-Tai comenzó a producir discos de vinilo en 1957. Frente a desafíos increíbles en cuanto a los procesos de producción y los materiales que perecían fácilmente, Yeh estaba decidido a aprender de sus competidores y a innovar. Al darse cuenta de que la industria de la música estaba a punto de evolucionar, comenzó rápidamente una intensa etapa de investigación y desarrollo, y creó la empresa RITEK en 1988.
​ Seguimos el ejemplo de Yeh y continuamos con su legado de excelencia y búsqueda incansable de la perfección. RITEK usó su conocimiento y experiencia para llegar a otras industrias, como los medios de almacenamiento, la nanotecnología, las pantallas OLED y, la más importante, la energía verde. No obstante, permaneció fiel a sus raíces. Actualmente, RITEK cuenta con oficinas en siete países, tiene más de 6000 empleados y cotiza en la bolsa.
TOP